Entradas populares

miércoles, 14 de septiembre de 2011

Tecnología e informática. USB 3.0, más veloces, más presentes




Por Roberto F. Campos

. El desarrollo tecnológico pone en el mercado productos que si bien traen beneficios, tienen que enfrentar un largo camino por recorrer hasta difundirse de manera contundente, como es el caso de los puertos USB 3.0

Las nuevas tecnologías tienen que tener un camino a veces escabroso, y pese a sus reconocidas ventajas, tienen ante sí las paradojas del comercio como es el caso del puerto USB 3.0 que luego de un peregrinar comienzan a impactar en las ventas.
Es ahora que el organismo que regula la tecnología detrás de USB anunció que logra elevar la potencia hasta los 100 vatios, pues hasta el presente el nuevo artilugio solo lograba transmisiones de 4,5 vatios de carga.
Se trata de un puerto de unión entre el ordenador personal y los distintos equipos exteriores, sobre todo memorias flash y dispositivos externos del tipo de discos duros (ambos deben ser USB 3.0)
Con las nuevas especificaciones se podría proporcionar hasta 100 W de energía suficiente para una carga rápida en aparatos como los ordenadores y los teléfonos inteligentes, tabletas o impresoras.
Estamos hablando de la tercera generación del estándar USB que ahora introduce la capacidad de transmitir datos a razón de 5 GB por segundo, y mientras el usuario adapta sus aparatos, este puerto permite además conexiones con los antiguos USB 2.0, con valores negociados en la práctica sobre la misma toma de contacto.
De esta manera USB 3.0 Prometer Group garantiza el nuevo estándar compatible con otros cables y conectores existentes.
Sin embargo, el camino resultó un tanto largo, cuando el USB 3.0 se presentó en noviembre de 2008 por esa compañía integrada por seis grandes firmas tecnológicas, entre ellas Hewlett-Packard, Intel y Microsoft.
Una memoria USB se describe como Universal Serial Bus, del inglés pendrive o USB flash drive, dispositivo de almacenamiento que emplea una memoria para guardar información.
Además se le conoce como Unidad flash USB o lápiz de memoria, minidisco duro, unidad de memoria, llave de memoria.
Tales medios se transformaron en los ideales para el intercambio de información desplazando el empleo de disquetes y hasta los CD, y pueden tener capacidades desde 1 GB hasta 64 en la actualidad, pero las de mayor almacenaje ya no resultan prácticas por su elevado costo.
Pese a las ventajas del USB 3 aun puede pasar un par de años para que se difunda masivamente su empleo y desplace a sus anteriores denominaciones.
El cambio significativo es que eleva a 4,8 gigabits por segundos la capacidad de transferencia frente a los 480 Mb/s del USB 2, y mantendrá el cableado interno para garantizar la transferencia tecnológica.
Si en el USB 2.0 el cable es de cuatro líneas, un par para datos, una de corriente y la otra de toma a tierra, en el 3 se añaden cinco líneas, dos de ellas para la información, otras dos para la recepción de forma que permita un tráfico bidireccional.
Este aumento del número de líneas facilita incrementar la velocidad de transmisión de ahí el otro nombre con el que se le conoce, de USB Superspeed, o supervelocidad.
En USB 3.0, se aumenta la intensidad de la corriente de 100 miliamperios a 900 miliamperios, con lo que pueden ser cargados más dispositivos o hacerlo más rápido, explican los entendidos.
USB 3 emplea un nuevo protocolo precisamente basado en interrupciones a diferencia de sus predecesores que se basaban en consultar los dispositivos periódicamente.
Por tanto, de seguro pronto este nuevo dispositivo acaparará la atención en oficinas y actividad privada, sobre todo para la transferencia de música y filmes.
Rfc/
Free counter and web stats